Elefante

La fuerza y la templanza dos cualidades que parecen separadas, pero que unidas representan la estabilidad en la madre tierra, nadie mejor que el elefante para enseñarnos la posibilidad de esta unión sagrada, sumando esto al elemento agua tendremos el equilibrio emocional, el aprender a nadar entre nuestras emociones con la templanza de este animal nos mostrará que la armonía entre la fuerza y la sensibilidad no están reñidas.